viernes 25.5.2018
Economía
Por Liliana Franco.-
jueves 17 de Mayo de 2018

FMI: "Apoyaremos las prioridades de Argentina, será un programa argentino"

Liliana Franco
Liliana Franco
Gerry Rice.

Gerry Rice.

"Estamos totalmente de acuerdo con lo expresado por el presidente Macri respecto de que son las prioridades de Argentina", dijo Gerry Rice, director del departamento de comunicación y vocero principal del Fondo Monetario Internacional, en su tradicional conferencia de prensa en Washington a la cual participó ámbito.com. Para luego enfatizar "será un programa argentino; el FMI apoyara las prioridades argentinas y así será el tenor de nuestras discusiones".

"Nuestra principal objetivo es ayudar a las autoridades a proteger la economía argentina y los estándares de vida de los argentinos, en especial a los más vulnerables. En este contexto me gustaría decir que nosotros recibimos con alegría los comentarios del presidente Macri", indicó el vocero.

Esta afirmación responde a las palabras del primer mandatario cuando este miércoles indicó: "El Fondo no habló de las leyes laborales ni tipo de cambio. Es una negociación pública sobre valores estructurales de equilibrio fiscal. Lo que hacemos para alcanzarlo es un tema nuestro, nadie nos va a condicionar", aseguró.

"Nuestro deseo es ayudar a las autoridades en sus esfuerzos por fortalecer la economía de Argentina", señaló Rice, insistiendo en que los programas a implementarse serán definidos por las autoridades argentinas.

Respecto de la crisis cambiaria que enfrentó el país para el FMI "las autoridades argentinas han manejado con éxito algunos de los problemas que surgieron, por ejemplo el refinanciamiento de la deuda por parte del Banco Central esta semana, y confiamos que la situación está controlada".

• Presupuesto


En este sentido, cabe señalar que en la Casa Rosada cayeron muy bien las muestras de apoyo e independencia que mostró el organismo respecto a la autoría de las medidas a adaptarse para poder cumplir con la baja del gasto público. Es más, la estrategia será trabajar con la oposición y los gobernadores el consensuar medidas específicas tomando como base el presupuesto nacional.

Una alta fuente del entorno presidencial reconocía que esta estrategia es inédita "siempre se define el Presupuesto y luego el Congreso lo aprueba o no". En esta oportunidad, el Gobierno le pedirá a toda la dirigencia un esfuerzo concreto para bajar el déficit fiscal. "La idea es ver que estamos (la dirigencia) dispuestos a ceder de nuestros privilegios". Incluso en la Rosada reconocen que es importante hasta los gestos simbólicos, por ejemplo: pocos saben que los puestos políticos en la administración central tienen congelados los salarios desde principios del 2017.

Pero por ahora las conversaciones con la dirigencia y la oposición serán exploratorias ya que hasta que no se concrete el acuerdo con el FMI no se elaborará un borrador del Presupuesto Nacional.

En otro momento, el vocero del Fondo volvió a congratularse con las palabras presidenciales respecto "al reconocimiento y los desafíos que enfrenta la economía argentina". A juicio del FMI las palabras de Macri "reflejan el reconocimiento del gobierno de los problemas centrales que aquejan a la economía argentina en la actualidad, de la apropiación por parte del Gobierno de las políticas que se necesitan para enfrentarse a tales retos y su intención de propiciar el equilibrio y el crecimiento inclusivo, la creación del trabajo y el compromiso de proteger a los más vulnerables", indicó Rice.

Si bien el funcionario internacional no entró en detalles, es de suponer que se refería a las palabras de Macri cuando señaló que lo único que los funcionarios deben acordar con la institución (FMI) es "qué compromisos asumimos para reducir el déficit", como una forma de garantizar que "podremos devolver el dinero que nos prestan".

Más de ocho preguntas llevaron a que el funcionario se viera obligado a comenzar la rueda de prensa respondiendo a las diferentes inquietudes que generó la vuelta al FMI por parte de Argentina. Sin demasiadas precisiones aun respecto a qué tipo de préstamo será el acordado, ni monto, ni cuotas de desenvolvimiento, el vocero del organismo multilateral sí enfatizó en más de una oportunidad que el programa a implementarse responderá a las necesidades y definiciones argentinas. Y, quedó claro que el organismo recibió con beneplácito la definición de Macri respecto a atacar el gasto público y acelerar la meta de reducción.

• Conversaciones

Rice reconoció que el equipo del Fondo está trabajando con las autoridades argentinas y explicó nuevamente que la reunión del directorio del organismo de este viernes es a los efectos de ser informados sobre la solicitud de préstamo por parte de Argentina.

Esta reunión, que obedece más al procedimiento interno del Fondo, da lugar al inicio formal de las conversaciones para arribar a un acuerdo. Una vez definidas las características y detalles del préstamo será elevado al board donde ahora sí de manera formal dará lugar a su aprobación.

"Nuestro objetivo en común es alcanzar un acuerdo rápido y Lagarde solicitó que se termine los procedimientos prontamente. Así que esperamos que se pueda hacer rápido", adelantó.

Si bien en este estadio Rice no pudo dar más precisiones, aclaró que a medida que se tengan definiciones se irán conociendo. En la misma sintonía se expresó Macri cuando dijo: "Nosotros vamos a hacer un acuerdo inteligente con el FMI y que garantice el crecimiento. Podemos ir al Fondo porque no tenemos nada que ocultar".

Según Rice los próximos pasos son "cuando termine la reunión mañana, el FMI y el gobierno argentino pasarán a la siguiente etapa de las negociaciones y comenzarán a tratar el programa. Seguirá luego una reunión formal donde el comité directivo decidirá sobre el programa y el programa se irá desarrollando. Es un proceso que tiene dos etapas", explicó.

"Lo que decimos es que esperamos que sea un acuerdo de alto acceso de stand by pero de los detalles y las etapas todavía no podemos confirmar nada",
volvió a remarcar.

Cuando se le preguntó en qué cambio el FMI, Rice hizo referencia a que ahora se fija más en la desigualdad social y tiene en cuenta las problemáticas locales. "Estamos aquí para apoyar el esfuerzo de Argentina en lo que ellos determinen qué va a ser lo más útil y lo que fortalezca aún más su economía, para poder así proteger los estándares de vida y a los más vulnerables", dijo.

Es más insistió en que el FMI no solicitó que se eleve el valor del tipo de cambio y tampoco dio detalles respecto a cómo ven la velocidad de la reducción del déficit fiscal.

También señaló que la crisis que enfrentó Argentina es totalmente diferente a la que ocurrió en el 2001 y rescató los cambios que introdujo la administración de Macri, en la solidez de sus instituciones, al trabajar con meta de inflation targeting.

"La situación en Argentina actualmente es totalmente diferente a la que tenían hace 20 años. Hoy tienen un tipo de cambio marcado por el mercado e instituciones fuertes", finalizó.

11 comentarios